5 cosas que puedes pedirle a tu jefe para dejar de ser godínez

Transformar la forma de trabajar comienza con acciones que cambian la dinámica del día a día en la oficina. Esto es lo que puedes hacer para salir del estigma del oficinista inspirándote en el modo de trabajo en un ambiente de coworking

Lunes 13 de marzo de 2017 — Trabajar en un oficina acarrea el estigma de una tribu urbana mexicana: los Godínez. Los oficinistas forman parte del grupo que constituye 39.2% de la población mexicana y son una figura que va de lo cómico a lo peyorativo. La imagen del Godínez promedio es una persona insatisfecha con su empleo y su entorno laboral que está poco motivada y siente que no es valorada por sus superiores.

Como ha comprobado WeWork a través de sus ubicaciones en 30 ciudades de 12 países, los espacios de trabajo deben fungir como una comunidad con los servicios y esquemas necesarios no sólo para ganarse la vida, sino para vivirla plenamente. Por ello, con base a la filosofía del coworking, éstas son cinco sugerencias que puedes hacerle a tu jefe para cambiar tu experiencia en la oficina.
 

  • Convertir la oficina en un espacio colaborativo
    Dentro de una oficina conviven varios departamentos que suelen tener una brecha muy amplia entre ellos. Es probable que desconozcas la labor que realiza el equipo de ventas si tú te encuentras en administración. Los jefes pueden buscar conexiones entre las áreas para que los empleados se sientan parte de un mismo equipo con un solo objetivo, y no sólo un Godínez que cumple con el trabajo asignado. Pide al jefe de tu área que organice encuentros con representantes de cada departamento para compartir opiniones e ideas que mejoren la convivencia y la colaboración entre áreas.
     
  • Crear vínculos con otras empresas
    Si sus oficinas comparten espacio con otras empresas, los líderes de ambas pueden procurar el intercambio entre ambas para crear redes de socios que se complementen y generen oportunidades para ambos. De este modo, los empleados de ambas empresas se sentirán más parte de una comunidad que comparte un espacio y encontrarán un terreno fértil para la creación de nuevos vínculos entre sus organizaciones y ellos mismos. Esto puede ayudarte a sentirte como un miembro valioso de la empresa que puede aportar más al equipo de trabajo, contrario al estereotipo del Godínez que se siente poco valorado por sus compañeros y jefes. La experiencia de WeWork en sus 112 locaciones ha constatado el valor de estas sinergias, pues de esta forma se crea una una forma innovadora de laborar. 
     
  • Implementar sistemas para comunicarse mejor 
    Las oficinas tradicionales suelen operar con sistemas verticales, es decir, la información fluye desde las jerarquías más altas hacia los subordinados, sin que nada avance hasta que el jefe se tome el tiempo para dar el visto bueno. Este suma al estilo de vida Godínez un aspecto muy burocrático de trabajar. Ése distanciamiento interrumpe el flujo de información, limita la productividad y excluye la creatividad de los miembros. Sugiere al líder de tu equipo recurrir a una aplicación o programa, preferentemente basado en la Nube, para que les ayude a tener un control más cooperativo y horizontal de la información.
     
  • Romper la rutina 
    Para romper con la idea de que los oficinistas viven encerrados en cubículos, organiza con tus compañeros y jefes reuniones en áreas de las empresa que les permitan sentirse más cómodos, donde puedan compartir sus ideas en un entorno más informal y saquen el factor de la oficina tradicional de la ecuación del trabajo diario. Esto puede representar un giro en la rutina que los motivará a convivir de una manera diferente y más provechosa. Eventos casuales pero en el contexto de trabajo son otra formas de integrar a los colaboradores. Éste es un esquema que funciona en las comunidades globales de coworking, pues compartir el lugar de trabajo propicia espacios incluyentes para el intercambio de ideas.
     
  • Renovar el espacio
    La doctora Peggy Kern, de la Universidad de Melbourne, explica en un artículo para la revista Psychology Today que existe una relación importante entre el bienestar y cómo los individuos se conectan mejor y encuentran un valor a lo que realizan. El estereotipo Godínez implica poca productividad, pues como demuestran cifras de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), aunque México es el país donde más horas se labora, no es de los más productivos. Un lugar de trabajo donde no estés cómodo o no te permita realizar tu trabajo correctamente tendrá un impacto directo en tu trabajo, tu estado estado de ánimo y, consecuentemente, en todo el equipo. Sugiere cambios y mejoras en tu oficina. Si bien no es probable que rediseñen todo, explica a tus superiores por qué es importante que el espacio sea un reflejo de ti mismo y que se enfoque en dar bienestar. Da un primer paso; procura tener tu lugar en orden, pues, el caos en tu escritorio puede ser un conducto hacia el estrés.