6 razones por las que grandes empresas migran al coworking

6 razones por las que grandes empresas migran al coworking

Los espacios colaborativos tienen un valor estratégico para las corporaciones que están conscientes de que la fuerza laboral y los negocios están en constante cambio

Miércoles 26 de julio de 2017 — Las grandes startups disruptivas que comenzaron su boom con la avanzada de Silicon Valley y otros frentes en hubs de negocios en el mundo crearon una tendencia por tener oficinas más colaborativas, lugares de trabajo que los hagan sentirse más satisfechos, comprometidos: de acuerdo con cifras de la organización Great Place to Work, es 20 veces más probable que los millennials que consideran que están en un gran lugar para trabajar permanezca dentro de su empresa. Por ello, más que ser sólo un atractivo modelo de trabajo para nuevas y pequeñas empresas, los corporativos comienzan a ver al coworking como una estrategia de bienes raíces que los beneficia a nivel cultural y económico, al tiempo que les ayuda a retener el talento.

“Hay muchas razones por las que las empresas de gran tradición deciden salir de la comodidad de sus headquarters. Una de las principales es que reconocen que el mundo laboral está evolucionando, por lo que adaptarse es vital”, explica Eduardo Molina, director general de WeWork México, la plataforma global para creadores. “De toda nuestra comunidad, 20% de los miembros pertenecen al sector enterprise, quienes, al ser líderes en sus industrias, saben que, hoy, un factor diferenciador valioso es cambiar el paradigma sobre los espacios tradicionales de trabajo”.

Con base en lo que la comunidad de la plataforma ha evidenciado, éstas son algunas de las razones estratégicas que han convencido a IBM, Microsoft, Spotify, Bacardi Limited, General Motors, Salesforce, Dell y Samsung, entre otros, de migrar parte de su equipo a espacios colaborativos.

Mejorar la cultura y el bienestar de los empleados
El primer beneficio que notarán los equipos de grandes corporativos es adoptar la cultura colaborativa. Al tratarse de espacios con un foco en la apertura, la diversidad, el bienestar y disfrutar del trabajo, muchas organizaciones encuentran una buena oportunidad para crear sinergias dentro de sus mismos equipos, renovar y mejorar la visión de los empleados hacia su empresa para tener una nueva dinámica de trabajo enfocada en el bienestar.

Innovar
Los entornos colaborativos son un semillero de una habilidad crítica para las compañías: la creatividad. Los espacios que propician el bienestar suelen conllevar sitios idóneos para diferentes tipos de trabajo, lo que despierta el pensamiento creativo necesario para la innovación, de acuerdo con expertos de Steelcase, una firma de diseño especializada en entornos laborales.

Encontrar nuevas oportunidades
Si bien las grandes organizaciones cuentan con una robusta infraestructura y presencia, los emprendedores y nuevos talentos de otras empresas pueden ayudar a generar alianzas de valor. En espacios colaborativos de WeWork, hasta 70% de los miembros hacen negocios entre ellos. Esto también es una buena oportunidad para marcas que buscan conectar con influencers y actores diversos dentro de sus mercados.

Abarcar más corredores de negocios
La locación es el eje más importante en las bienes raíces, así como para las compañías a la hora de realizar las operaciones. Ya sea que cuenten con sus headquarters en otro corredor, migrar una parte de su equipo a una oficina satélite ayudará a la empresa a tener una visión más amplia de cómo se mueve el ecosistema financiero y de negocios dentro de una sola ciudad o región.

Ver cómo evoluciona el mercado y los nuevos empleados
A su vez, los espacios colaborativos imprimen en gran medida las tendencias y necesidades de los públicos y clientes de las marcas. Los ejecutivos encuentran una buena oportunidad para conocer de primera mano nuevos talentos y cómo las generaciones de hoy prefieren trabajar.

Crecer en otras ciudades y países
Las empresas que buscan llegar a mercados internacionales dan, en muchas ocasiones, su primer paso dentro de oficinas de coworking, ya que en primera instancia les permite ir creciendo su equipo a la velocidad que más les convenga y familiarizarse con sus consumidores locales de la mano de aliados.